Claas muestra su línea forrajera en Mercoláctea 2013

EMPRESA:  | PRODUCTO:  | TEMA:


Claas El Disco 3500 TRC de arrastre, un rastrillo hilerador Liner 1650 con dos rotores y picadoras Jaguar 960 son las principales máquinas que exhibe la empresa alemana en la muestra que se extiende hasta el sábado 11.

La producción eficiente de reservas forrajeras de calidad es un puntal fundamental para el crecimiento de la actividad lechera en nuestro país. Desde hace 13, Claas renueva su compromiso con los productores tamberos en Mercoláctea 2013.

La empresa de maquinaria de origen alemán es una vez más la picadora oficial de la muestra, que se extenderá hasta el sábado en la Sociedad Rural de San Francisco (Córdoba).

José Costamagna, del departamento comercial de Claas, dijo que cuando se habla de forrajes, “Claas es la marca más conocida en nuestro país, porque le ha dado la oportunidad al productor lechero de estabilizar su producción”.

“Hace tan sólo 15 años, la producción de forrajes estaba muy limitada por la estación del año, lo que hacía muy difícil proyectar anualmente la producción o la facturación de un productor”, señala Costamagna, y resalta que actualmente las reservas que se hacen en la mayoría de los establecimientos involucran balances forrajeros. “Estos cambios tienen como correlato que las máquinas picadoras, que antes eran utilizadas uno o dos meses al año, hoy sólo se detengan en épocas invernales, trabajando desde septiembre a junio en distintos cultivos, en distintas condiciones y zonas”, explica.

En este sentido, Costamagna aseveró que “hoy ya no es viable pensar en producir a gran escala sin reservas forrajeras” y dijo que es en este punto donde Claas entra en el horizonte del productor, ya que brinda una herramienta que permite producir forraje de calidad en grandes cantidades, ya sea en heno o silaje. “Nuestras máquinas están un paso adelante en cuanto a todos los sistemas que las conforman, a la sencillez en su manejo, a las transmisiones de fuerza, a los movimientos, a las menores pérdidas de potencia por las disposiciones del motor respecto a la máquina. Pero también debido al apoyo de posventa, con repuestos y servicios acordes al equipo que compra el cliente, permitiendo que se mantenga la máquina trabajando las 24 horas, todos los días del año”.

Dinámicas

Para las dinámicas a campo en Mercoláctea, Claas lleva toda la línea forrajera, comenzando por el Disco 3500 TRC de arrastre, que incorpora sistemas de acondicionado, y control de piso, lo que le otorga una gran capacidad y calidad de trabajo. El equipo logra un corte neto del material y que no haya repicado, además de un acondicionado favorable para asegurar el secado del tallo. Al ser una máquina con tiro central, posibilita menos tiempos muertos de los equipos en la cabecera.

“Es una máquina pensada y hecha para profesionalizar el trabajo de corte, lograr buena calidad y poder llevar el material lo más intacto posible a las picadoras, rotoenfardadoras o enfardadoras prismáticas”, señaló Costamagna.

Los asistentes también podrán ver un rastrillo hilerador Liner 1650 con dos rotores. “La ventaja que provee este equipo es que impide el rozamiento de las horquillas contra el piso, evitando la contaminación de las andanas con tierra y la pérdida de hojas; el objetivo es conformar una andana esponjosa, que facilite el secado, y a la vez de gran volumen, para que las máquinas que le siguen en la secuencia trabajen lo más parejo posible”, expresó.

En picadoras, la protagonista será una Jaguar 960 –cuya potencia asciende a 623 caballos de fuerza– con un cabezal Orbis 750 (con 7,5 metros de ancho de corte). “Estos equipos incluyen sistemas de regulaciones y manejo desde la cabina en forma automática, facilitando la regulación de la longitud de picado, sistemas de afilado, tratamiento de contrafilos, etcétera. Por otra parte, todas vienen provistas con un nuevo cracker, el Multicrop, que posibilita el cambio de maíz o sorgo más rápido. Esto reviste una gran importancia, ya que el sorgo es un cultivo que avanzó mucho en el país; y también hay que tener en cuenta que hasta hace dos años atrás, cuando CLAAS introdujo los crackers específicos para sorgo, no existía forma de transformar la digestibilidad del grano, y que sea aprovechada por el rumen del animal”, sostuvo Costamagna.

Por último, señaló que “es muy importante para nosotros estar y apoyar la muestra, porque está enclavada en una de las cuencas lecheras más grandes de Argentina, donde hay una gran concentración de equipos forrajeros y se trabajan muchas hectáreas para hacer reservas con todo tipo de cultivos”.

 

Enlace: http://www.maquinac.com/ea0bP

BUSCADOR DE PRODUCTOS

Empresa:

Rubro:


Noticias destacadas

TE PUEDE INTERESAR